Alec Baldwin

Juicio contra Alec Baldwin: abogado dice que el actor “no cometió ningún crimen”

El juicio profundizará en la seguridad con las armas, en la implicación de una celebridad de alto nivel y en la película de bajo presupuesto en el set de un rancho remoto.

Telemundo

SANTA FE, Nuevo México — Un abogado defensor dijo al jurado este miércoles, en el juicio contra el actor Alec Baldwin por el tiroteo mortal en el set de “Rust”, que la muerte de la directora de fotografía, Halyna Hutchins, fue una “tragedia indescriptible” pero que “Alec Baldwin no cometió ningún crimen; él era actor, actuaba”.

El abogado de Baldwin, Alex Spiro, abrió esta mañana el alegato del actor estadounidense, acusado de homicidio involuntario, mostrando al jurado el audio de una llamada al 911, en la que se escucha a alguien avisar que habían disparado “accidentalmente a dos personas” en el set en el que se llevaban a cabo las grabaciones de la película.

MANTENTE INFORMADO

icon

Mira sin costo Telemundo Nueva Inglaterra, 24/7, donde quiera que estés.

icon

Recibe las noticias locales y los pronósticos del tiempo directo a tu email. Inscríbete para recibir newsletters de Telemundo Nueva Inglaterra aquí.

“En el Rancho Bonanza Creek hay dos personas heridas accidentalmente en un set de filmación por un arma de utilería. Necesitamos ayuda inmediatamente”, se percibe en el audio.

La persona que llamó atribuye la responsabilidad de los disparos al asistente de dirección (AD) de la película: “Ese jodido AD, él es el responsable”, se escucha.

Spiro comenzó sus argumentos principales alegando la inocencia de Baldwin, y a lo largo de su intervención aseguró que el acusado solo estaba cumpliendo con su rol como actor.

“No tengo que contarles más sobre esto, porque todos han visto tiroteos en las películas, manifestó Spiro.

También dijo que la Fiscalía solamente había centrado su investigación en acusar a Baldwin como el principal responsable de la muerte de Hutchins, quitando el peso al equipo responsable de la seguridad en el set, como el asistente de dirección, Dave Halls; el proovedor de municiones Seth Kennedy; la maestra de utilería, Sarah Zachry; y la armera, Hannah Gutiérrez Reed.

Halls ya fue condenado a seis meses de libertad condicional y Gutierrez-Reed fue declarada culpable y sentenciada a 18 meses de prisión.

Por su parte, la fiscal especial, Erlinda Ocampo Johnson, argumentó en su declaración inicial que Baldwin “violó las reglas primordiales de seguridad de las armas de fuego” en el set de la película “Rust” en los momentos previos al tiroteo.

“La evidencia mostrará que alguien que jugó a la ficción con un arma real y violó las reglas de seguridad de las armas de fuego es el acusado, Alexander Baldwin”, declaró Johnson.

Spiro respondió que “estas reglas no son reglas primordiales en un set de película”.

“La evidencia mostrará que en el set de una película, la seguridad debe existir antes de que se coloque un arma en la mano de un actor”, aseguró Spiro al jurado.

Johnson enfatizó en su introducción que el set era un lugar de trabajo.

“Las pruebas demostrarán que, como en muchos lugares de trabajo, hay personas que actúan de manera imprudente y ponen en peligro a otras personas”, dijo Johnson.

Durante la presentación, Baldwin dirigió su mirada hacia abajo, a un bloc de notas, lejos del jurado. Observó atentamente a Spiro durante su presentación. Su esposa Hilaria Baldwin y su hermano, el actor Stephen Baldwin, estaban entre los familiares y amigos sentados detrás de él.

El juicio profundizará en la seguridad con las armas, una celebridad de alto nivel y una película de bajo presupuesto en el set de un rancho remoto.

Los 16 miembros del jurado, 11 mujeres y cinco hombres, provienen de una región con fuertes corrientes de posesión de armas y seguridad informadas por la caza en zonas rurales. Cuatro de los jurados serán considerados suplentes, mientras que los otros 12 deliberarán una vez que reciban el caso.

La muerte de Hutchins y las heridas del director Joel Souza hace casi tres años conmocionaron a la industria cinematográfica y llevaron a un cargo de delito grave contra Baldwin que podría resultar en hasta 18 meses de prisión.

Baldwin afirmó que el arma se disparó accidentalmente después de seguir las instrucciones de apuntar hacia Hutchins, que estaba detrás de la cámara. Sin saber que estaba cargada con una bala real, el actor dijo que retiró el percutor, no el gatillo, y disparó.

“Nadie lo vio apretar el gatillo intencionalmente”, informó Spiro.

No obstante, Johnson guio a los jurados a través de los eventos previos al tiroteo del 21 de octubre de 2021. Dijo que ese día, Baldwin rechazó múltiples oportunidades de realizar controles de seguridad estándar antes del ensayo y, en cambio, “hizo lo suyo” con el revólver en el ensayo donde mataron a Hutchins.

“Él apuntó directamente a la señorita Hutchins y disparó el arma, enviando la bala real directamente al cuerpo de Hutchins”, expresó Johnson, una fiscal relativamente nueva en el caso, designada a finales de abril por la oficina del fiscal del distrito de Santa Fe.

Gutiérrez Reed obtuvo la palabra esta mañana y a pesar de sus peticiones, tendrá que pasar 18 meses en un centro correccional para mujeres.

Baldwin ha sostenido en varias entrevistas que no apretó el gatillo del arma y que esta se disparó sola, pero la Fiscalía aseguró que a lo largo del juicio algunos testigos relatarán que vieron al actor poner el dedo cerca del gatillo.

También resaltó que en doce pruebas realizadas en el arma por el FBI, las autoridades determinaron que no había ninguna anomalía que la hiciera que el arma hubiese podido dispararse por sí sola.

“Van a terminar convencidos de que en octubre de 2021 el arma estaba perfectamente bien y que uno de los mayores problemas fue que el acusado no hizo, llevó a cabo los protocolos de seguridad y actuó con indiferencia negligente”, aseguró Johnson al jurado

Los fiscales tienen dos estándares alternativos para probar el cargo. Uno se basa en el uso negligente de un arma de fuego. La otra es demostrar, más allá de toda duda razonable, que Baldwin actuó con total desprecio o indiferencia por la seguridad de los demás.

El testimonio en el juicio profundizará en las deficiencias en una revisión final de seguridad del arma antes de que Baldwin comenzara a ensayar con ella, así como en la mecánica del arma y si podría haber disparado sin apretar el gatillo.

Baldwin, la estrella de “Beetlejuice”, “Glengarry Glen Ross” y “30 Rock”, ha sido un nombre muy conocido como actor y personalidad pública durante más de tres décadas.

Contáctanos