Austin

Texas indulta a hombre condenado por asesinato durante Black Lives Matter

El fiscal de distrito del condado Travis, José Garza, criticó el indulto como una “burla de nuestro sistema legal”.

TEXAS - El gobernador Greg Abbott concedió este jueves un indulto total a un exsargento del Ejército condenado por disparar y matar a un manifestante armado en 2020 durante protestas de Black Lives Matter en Austin.

Abbott hizo el anuncio apenas unos minutos después de que la Junta de Indultos y Libertad Condicional de Texas indicara que recomendaba por unanimidad que Daniel Perry fuera indultado.

MANTENTE INFORMADO

icon

Mira sin costo Telemundo Nueva Inglaterra, 24/7, donde quiera que estés.

icon

Recibe las noticias locales y los pronósticos del tiempo directo a tu email. Inscríbete para recibir newsletters de Telemundo Nueva Inglaterra aquí.

Perry ha estado recluido en una prisión estatal con una sentencia de 25 años desde su condena en 2023 por el asesinato de Garrett Foster.

Abbott había ordenado previamente a la junta que revisara el caso de Perry y dijo que firmaría un indulto si lo recomendaban.

Según la ley de Texas, Abbott no puede otorgar un indulto sin una recomendación de la junta, que el gobernador nombra.

"Texas tiene una de las leyes de autodefensa más estrictas que no puede ser anulada por un jurado o un fiscal de distrito progresista", dijo Abbott.

ASÍ REACCIONARON AL INDULTO

El fiscal de distrito del condado Travis, José Garza, criticó el indulto como una “burla de nuestro sistema legal”.

“La junta y el gobernador han antepuesto su política a la justicia. Deberían avergonzarse de sí mismos. Sus acciones son contrarias a la ley y demuestran que hay dos clases de personas en este estado donde algunas vidas importan y otras no. Han enviado un mensaje a la familia de Garrett Foster, a su pareja y a nuestra comunidad de que su vida no importa”, dijo Garza.

Perry fue sentenciado después de que los fiscales utilizaran su historial en las redes sociales y mensajes de texto para presentarlo como “un racista que podría volver a cometer violencia”.

Los fiscales argumentaron que Perry podría haberse ido sin abrir fuego y los testigos testificaron que nunca vieron a Foster levantar su arma.

Los abogados defensores del sargento argumentaron que Foster levantó el rifle y que Perry no tuvo más remedio que disparar. Perry no subió al estrado y el jurado deliberó durante dos días antes de declararlo culpable.

Los abogados de Perry no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios.

El tiroteo desató un feroz debate en 2020, en medio de las manifestaciones provocadas por el asesinato de George Floyd, un hombre negro desarmado, por un oficial de policía blanco de Minneapolis.

Después del veredicto, pero antes de que Perry fuera sentenciado, el tribunal abrió docenas de páginas de mensajes de texto y publicaciones en redes sociales que mostraban que tenía opiniones hostiles hacia las protestas de Black Lives Matter.

En un comentario en Facebook un mes antes del tiroteo, Perry escribió: "Es oficial que soy racista porque no estoy de acuerdo con que la gente actúe como animales en el zoológico".

Perry sirvió en el Ejército durante más de una década. En el juicio, un psicólogo forense testificó que creía que Perry tenía un trastorno de estrés postraumático debido a su despliegue en Afganistán y al acoso que sufrió cuando era niño.

Contáctanos