Turistas sufren consecuencias de la tormenta