Chuck E. Cheese

Niño inicia petición para salvar músicos animatrónicos de Chuck E. Cheese

Un niño de Massachusetts lucha para salvar a Chuck E. Cheese y a sus amigos músicos animatrónicos de la extinción.

Logan Carreiro, de 12 años, de Swansea, inició una petición de "Salva a Chuck E. Cheese" en las redes sociales después de escuchar que algunas ubicaciones de Chuck E. Cheese estaban recibiendo un nuevo aspecto interior y diciendo adiós a las criaturas animatrónicas.

"Siempre pensé que era genial, los animatrónicos, cómo se mueven e interactúan entre sí y cómo bailan, es realmente genial", dijo a WJAR-TV. "Así que siempre me han fascinado, y cuando me enteré de lo que estaba pasando me molestó mucho".

El padre de Logan, Jonathan Carreiro, dijo que Chuck E. Cheese y sus amigos también fueron parte de su infancia.

"Realmente fue mi primera exposición a la robótica. Nunca había visto algo así hasta que fui a la ubicación de Fall River hace más de 20 años", dijo Carreiro. "Yo mismo estaba bastante impresionado. A Logan siempre le ha gustado la tecnología, por lo que aprecia la robótica, cualquier cosa tecnológica".

Después de enterarse de la petición, el director ejecutivo de Chuck E. Cheese, David McKillips, se acercó a Logan y le aseguró que los animatrónicos siempre serán un elemento básico de sus ubicaciones. Incluso invitó a Logan a ver una de las ubicaciones de "Chuck E. Cheese 2.0" en Worcester.

Chuck E. Cheese tiene casi 460 ubicaciones en todo el país. Más de 300 ubicaciones todavía tienen animatrónicos. La compañía dijo que decide modificar las ubicaciones en función de las necesidades de cada mercado.

Contáctanos