Japón

Bote turístico naufraga en Japón: hay 11 muertos, entre ellos un niño, y 15 desaparecidos

EFE

TOKIO — Once de las 26 personas que viajaban en un barco turístico hundido en las gélidas aguas de un parque nacional en el norte de Japón han muerto, según confirmó la guardia costera japonesa.

Los cuerpos recuperados eran de siete hombres, tres mujeres y el de un niño, cuyo cadáver fue encontrado este domingo y quien se convirtió en la víctima número 11 del naufragio del bote.

MANTENTE INFORMADO

icon

Mira sin costo Telemundo Nueva Inglaterra, 24/7, donde quiera que estés.

icon

Recibe las noticias locales y los pronósticos del tiempo directo a tu email. Inscríbete para recibir newsletters de Telemundo Nueva Inglaterra aquí.

La búsqueda de los demás desaparecidos continuaba al día siguiente de que el barco hiciera una llamada de auxilio y dijera que se estaba hundiendo.

Dos tripulantes y 24 pasajeros, incluidos dos niños, estaban a bordo cuando la embarcación se vio en problemas el sábado por la tarde cerca del extremo de la Península de Shiretoko. El lugar es conocido como una zona de difícil navegación debido a su rocosa costa.

Se sabe que el Kazu 1, de 19 toneladas, emitió una llamada de emergencia a primeras horas de la tarde, indicando que la proa estaba inundada y empezaba a hundirse frente a la costa occidental de la península de Shiretoko, en la isla norteña de Hokkaido.

El Ministerio japonés de Transportes abrió una investigación sobre el operador del barco, que sufrió dos accidentes el año pasado.

Se observaron olas altas y fuertes vientos en el área alrededor del mediodía, según una cooperativa pesquera local. Los medios japoneses reportaron que los barcos pesqueros habían regresado al puerto antes del mediodía debido al mal tiempo.

Se trata del Endurance, la embarcación del mítico Ernest Shackleton.

NHK señaló que había una advertencia de olas altas de hasta nueve pies de altura.

Los tripulantes de otra embarcación turística, de una operadora diferente, dijo a NHK que habían advertido del fuerte oleaje a la tripulación del Kazu 1 y les habían dicho que no partieran. La misma embarcación había encallado el año pasado y sufrió una grieta en la proa, agregaron.

El profesor de ciencias marítimas Yoshihiko Yamada, de la Universidad de Tokai, dijo que probablemente el barco se había varado tras ser zarandeado por las fuertes olas y había resultado dañado antes de inundarse y probablemente hundirse. Las embarcaciones turísticas de ese tamaño no suelen llevar bote salvavidas, y es posible que los pasajeros no pudieran escapar de una embarcación que se hundía con rapidez, ya que seguramente las ventanas estaban cerradas para protegerles del fuerte viento.

En una entrevista con la televisora TBS, Yamada dijo que también había una pequeña posibilidad de que el barco hubiera colisionado con una ballena.

La temperatura fría y el viento fuerte podrían causar hipotermia y poner a los pasajeros en condiciones graves de supervivencia, según Jun Abe, vicepresidente de la Sociedad de Investigación de Supervivencia y Rescate Acuático. “Es una condición muy severa, especialmente cuando están mojados”, declaró Abe a la televisora TBS.

Según el sitio web del operador, el tour de tres horas ofrece una vista panorámica de la costa occidental de la península, con avistamiento de ballenas, delfines, osos pardos y otros animales. El parque nacional ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y es la región más austral donde se pueden ver témpanos de hielo.

Contáctanos