Renta en Boston

Fondos federales de COVID ayudan en proyectos de alcaldesa Wu

En muchos sentidos, la ciudad de Boston ya está subsidiando el control de alquileres.

La alcaldesa Michelle Wu está avanzando en la controvertida estabilización de alquileres, otra parte de su agenda progresista, que incluye servicio de autobús gratuito, viviendas asequibles y proyectos de resiliencia climática que están comenzando a suceder a pesar de que sus oponentes afirman que nunca podrá pagarlos.

"La veo capaz de decir, mira, esto es lo que prometí y esto es lo que estoy cumpliendo", dijo la profesora de la Universidad de Suffolk, Rachel Cobb.

Wu ha podido cumplir en gran parte gracias al Plan de Rescate Estadounidense y los cientos de millones de dólares federales que ha traído a la ciudad. La administración ve el dinero como una oportunidad, no solo para reparar los agujeros creados por COVID.

"Pero también para ver cómo tomamos este dinero único y hacemos las cosas de manera diferente para que podamos demostrarlo y usarlo como modelo de cómo avanzar", dijo la jefa de vivienda de Boston, Sheila Dillon.

"Creo que una de las grandes preocupaciones es, está bien, pero ¿qué sucede cuando se acaba el dinero? Ahora tienes este precipicio fiscal que vas a tener que saltar", dijo Cobb.

Wu ve el dinero como una inversión en lo que espera genere dividendos de otras maneras. Y Wu sabe que Boston puede hacer estas inversiones que otras ciudades importantes no pueden permitirse.

"Somos una ciudad que se basa en una gestión financiera sólida durante muchos años", dijo Wu.

Wu dijo que la ciudad ha priorizado el pago de la deuda a largo plazo y depende de los impuestos a la propiedad para financiar el presupuesto, lo que hace que la ciudad dependa menos de fuentes de ingresos que pueden fluctuar como el impuesto a las ventas.

"Tenemos mucha suerte en Boston", dijo Wu. "También significa que debemos ser muy intencionales sobre cómo identificamos las fuentes de ingresos sostenibles en el futuro".

Wu está presionando por una tarifa de transferencia en transacciones de bienes raíces de más de $2 millones que, según ella, ayudaría a financiar viviendas asequibles después de que se agote el dinero federal.

Contáctanos